El Storytelling y tu imagen personal

Mucho se habla hoy en día del Storytelling y del gran impacto que tiene desde objetivos mercadológicos y publicitarios y es que narrar historias se ha convertido en un arte, estudio sociológico, en una tarea diaria para crear, desarrollar y perfeccionar  historias cuidadas en toda su trama para evocar sentimientos y emociones. Sin más, estas historias crean una conexión personal entre quien la narra y quien la recibe.

Desde lo trovadores al Storytelling

Suena muy fácil eso de narrar historias, contarlas a quienes te siguen, te aman, te quieren … pero en realidad, no es tan sencillo. Hace poco leí un artículo donde mencionan lo que debe tener una buena historia, enlisto lo que a mi me pareció más relevante:

  1. Las temáticas narrativas se deben crear, en función de los gustos y necesidades de los usuarios.
  2. Son más exitosas si se combina el espíritu de la empresa con una historia de vida que inspire a sus usuarios y se sientan identificados.
  3. Las personas y las marcas persiguen un dinamismo y bidireccionalidad en sus acciones, por tanto se deberían crear nuevas líneas narrativas con base a las recomendaciones compartidas por sus usuarios/clientes.
  4. El Storytelling como toda estrategia, debe ir ligada a unos objetivos cuantificables, medibles y analizables.
  5. Los contenidos deben ser sociables, es decir, que permitan su compartición óptima en las distintas redes sociales y que sean propensas a la interacción y engagement con los usuarios.

¿En dónde entra la Imagen física o el Branding Personal en el Storytelling o Storydoing?

Toda estrategia, si se crea para una marca, del tamaño que sea … también puede crearse para una marca personal (Personal Branding).

Nuria Sánchez (estudiante de un máster en Community Management) menciona que el Storydoing es:

Empresas o personas (marca personal) que transmiten las acciones que se han, se están o se estarán llevando a cabo como parte de su estrategia y línea de negocio.

Mi recomendación personal es dar el siguiente paso y empezar, esta tendencia de comunicación más cercana, es una excelente técnica para poder llegar a más personas y además crear mayor engagement con quienes ya nos conocen.

Consejos para mejorar tu posicionamiento como marca personal usando el storytelling

¿Cómo empezar?

  1. Conócete: hasta la más mínima parte, cuenta. Realiza tu FODA, describe cuales son tus valores, tu misión y por supuesto tu objetivo.
  2. Define: tu tienes tu propia marca persona, hablaras de ti de manera personal o de tu marca.
  3. Comienza realizando prueba y error: esto para mi siempre ha sido mi mejor métrica, no hay nada estipulado, cada marca y/o persona es diferente por lo tanto a cada uno le funcionan mejor diferentes estrategias y tácticas.

Mi decálogo para la creación de historias

  1. Deben tener un buen principio, un desarrollo y un excelente final.
  2. Hablar sobre problemas donde existan dos lados “lo bueno y lo malo” contagia más fácilmente.
  3. La historia debe ser de fácil comprensión, sin tantos mensajes ocultos.
  4. Para crear un historia se busca primero el qué, cómo, cuándo, a quién, para qué y en qué tiempo.
  5. Estudia y conoce a tu público para conectar más fácil y rápido.
  6. Apela a las emociones de tu público y de los amigos de tu público.
  7. Si vas a publicar tus historias en redes sociales, mide, mide, mide. Si no mides tus esfuerzos, nunca sabrás qué funciono y qué no.
  8. Conoce bien tus herramientas digitales, a veces, las historias menos “producidas” tienen mayor alcance.
  9. No copies, se original y respeta tu escencia.
  10. Se constante.

 

Artículos relacionados

Leave a Reply